Brocha Kabuki Ver más grande

Brocha Kabuki

  • Novedad

Una de las brochas más útiles y que mejor resultado suelen dar para aplicar correctamente el maquillaje. Fácil de limpiar, sencilla de utilizar e increíblemente cómoda de guardar. ¡No te vayas sin probarla!

Hay 1 persona viendo este producto

Especial Primera Compra: Gastos de envío gratis + 1 regalo al gastar 50€ en tu pedido.

Garantía y calidad

Envío 24/48 horas

Pago seguro SSL

Disponibilidad: 7 en stock

14,95 €

Compra ahora y recíbelo el miércoles 29 de noviembre

Pedidos telefónicos: 627 126 782

La brocha Kabuki ha sido especialmente creada para facilitar la aplicación de cualquier tipo de cosmético facial, siendo de esta manera increíblemente polivante y sencilla de utilizar además de otorgar un look de maquillaje muy profesional 

Sin duda alguna, es una brocha que no puede faltar en tu rutina de belleza diaria, y además también te ayudará a que todos los productos que utilices se distribuyan de manera uniforme y no dejen pegotes ni zonas por extender.

Brocha tipo Kabuki: ¿qué es exactamente?

Con un mango extracorto, la Kabuki es una brocha gruesa de maquillaje muy parecida a la que se utiliza para afeitar, con la diferencia de que esta está más poblada de pelitos (cerdas) y es muchísimo más suave.

Se identifica fácilmente por ser gruesa y compacta, y su pequeño tamaño la hace ideal para poder llevarla en el bolso; lo cual resulta muy cómodo por si acaso hiciera falta algún retoque en un momento dado.

¿Para qué sirve la brocha de maquillaje kabuki?

Se utiliza única y exclusivamente para aplicar los polvos. Al ser tan compacta, estos se adhieren mucho más y más fácilmente; lo que resulta en un acabado increíble, suave y perfectamente extendido. Es válida para cualquier tipo de polvo, colorete, matificante o maquillaje mineral.

¿Cómo limpiar la brocha kabuki?

Para limpiarla tan solo necesitarás agua, un poco de jabón y un par de paños limpios. Si la utilizas a diario, posiblemente necesitarás lavarla 2 o incluso 3 veces a la semana en vez de una.

  1. Humedece las cerdas del cepillo. Colócalo sobre los dedos y limpia con un paño limpio cualquier exceso de maquillaje. Repite la acción hasta que la brocha quede completamente limpia.
  2. Sostén las cerdas de la brocha bajo un chorro de agua tibia hasta que notes que el cepillo queda bien saturado.

Nota: no sumerjas la base de las cerdas ya que esto en última instancia podría disolver el pegamento de la virola, es decir, la parte que une los pelitos con el mango.

  1. Pon una pequeña cantidad de jabón suave en la palma de tu mano y frota las cerdas contra ella hasta que salga espuma.
  2. Sumerge la brocha con el jabón en un recipiente pequeño lleno de agua tibia y enjuaga. Recuerda no sumergirla entera para proteger la virola.
  3. Finalmente, enjuágala con movimientos circulares dentro del recipiente hasta que no queden restos de jabón. Saca y limpia la brocha y utiliza una paño seco y limpio para secarlo.
  4. ¡Listo!

Nota: ¿Sabías que al utilizar un set de pinceles y brochas adecuado la efectividad del maquillaje puede aumentar hasta en un 15%?

¿A qué esperas para llevar tu belleza al siguiente nivel? ;)

Preguntas y respuestas de clientes

No necesitas registrarte para poder hacer tu pregunta.

¿Tienes alguna pregunta? Déjala a continuación.

(opcional)
*(Requerido para ser notificado cuando tu pregunta sea respondida)


Completa tu pedido